Martes 6 de Diciembre de 2022

26.1°

EL TIEMPO EN PARANA

5 de octubre de 2022

Lula recibió apoyo de Ciro Gomes y Bolsonaro el del gobernador paulista

Por Pablo Giuliano, corresponsal en Brasil 04-10-2022 | 22:01

Lula y Bolsonaro comenzaron a sumar apoyos para el balotaje del 30 de octubre

Ciro Gomes, quien quedó cuarto en las elecciones presidenciales del domingo en Brasil con el 3,04% de los votos, anunció este martes que con su Partido Democrático Laborista (PDT) apoyará al expresidente Luiz Inácio Lula da Silva en el balotaje del 30 de octubre contra el mandatario Jair Bolsonaro, quien por su parte logró una inesperada adhesión a su reelección por parte del gobernador del estado de San Pablo, Rodrigo García.

En un video de unos tres minutos publicado en su cuenta de Twitter, Gomes dijo que acompaña la decisión de su partido, pero sin mencionar a Lula.

"En vista de las circunstancias, esta es la última salida", señaló el político.

"El camino democrático se ha estrechado hasta tal punto que a los brasileños les queda una opción que, en mi opinión, es insatisfactoria", apuntó.



Gomes indicó que esperaba que la decisión de su partido "ayude a oxigenar" la democracia brasileña

,
pero subrayó que no aceptará "imposiciones o ataduras de quien quiera que sea" y rechazó formar parte de un eventual gabinete de Lula.

La primera semana después de la primera vuelta está siendo frenética: hoy el PDT se reunió en Brasilia y por unanimidad declaró el apoyo programático, que fue anunciado por el titular del partido, Carlos Lupi.

Gomes, quien fuera ministro de Lula, se convirtió en un crítico del exmandatario durante la campaña y había dicho que prefería declararse neutral, aunque optó por acatar la disciplina partidaria.

El PDT es un histórico socio del PT y en 1989 el candidato del laborismo, Leonel Brizola, decidió apoyar a Lula en el balotaje, en el que fue derrotado por Fernando Collor de Mello.

El Partido Democrático Laborista liderado por Ciro Gomes respaldó a Lula. Foto: AFP


El laborismo se había alejado del PT en 2018, luego de que Gomes viajara a París en la segunda vuelta de aquel año para evitar hacer campaña a favor de Fernando Haddad, derrotado finalmente por Bolsonaro.

Pero el jefe del Estado, sin partidos que orgánicamente se sumen a su intento reeleccionista, motorizó la maquinaría del gobierno federal y consiguió el apoyo de los gobernadores de los estados más importantes electoralmente: el de San Pablo, Rodrigo García; el de Minas Gerais, Romeu Zema; y el de Rìo de Janerio, Claudio Castro, su aliado en la primera vuelta.

La gran sorpresa la dio García, del Partido de la Social Democracia Brasileña (PSDB)

del expresidente Fernando Henrique Cardoso, que tras salir tercero el domingo en San Pablo decidió apoyar "incondicionalmente a Bolsonaro contra el PT".

García apoyará al candidato bolsonarista Rodrigo Freitas contra el petista Haddad en la segunda vuelta por la gobernación más importante del país. Incluso, aceptó ser dejado a un lado cuando Freitas le pidió que no se subiera al escenario a su lado porque él quiere representar "el cambio".



El PSDB acaba de perder San Pablo luego de 27 años de gobierno, tras lo cual, con la decisión de García, se abrió una nueva crisis en esa fuerza, que determinó mediante el directorio nacional que cada gobernador tome la decisión que le parezca para la segunda vuelta.

Zema y Castro fueron reelegidos el domingo con 57% de los votos.

Zema, del libertario Partido Novo y considerado presidenciable para 2026, visitó a Bolsonaro en el Palacio de la Alvorada y le declaró el apoyo para revertir en Minas Gerais, donde Lula tuvo una amplia victoria.

Minas Gerais es el segundo estado más poblado del país. "No queremos que vuelta el PT al poder, yo sé lo que es esa desgracia", afirmó Zema.

Por su parte, Lula dijo, luego de encontrarse con frailes franciscanos en el Día de San Francisco de Asís, en San Pablo, que todavía esperaba el apoyo de la senadora Simone Tebet, tercera el domingo con 4,16%.

Bolsonaro suma entre los gobernadores de los grandes estados. Foto: Victoria Gesualdi


Tebet es del Movimiento de la Democracia Brasileña (MDB) del expresidente Michel Temer, cuyo directorio debe resolver si toma una decisión o libera a los dirigentes dependiendo de cada región.

Mara Gabrilli, diputada del PSDB que fue como candidata a vice de Tebet, anunció que votará en blanco el 30 de octubre.

Lula recibió el apoyo de Ciudadanía, partido que apoyó a Tebet, y buscaba, ante la nueva situación paulista, anclar algunos apoyos en una veintena de intendentes que responden al exgobernador Geraldo Alckmin, compañero de fórmula del exmandatario.

Bolsonaro busca en San Pablo, Minas Gerais y Río de Janeiro acortar la distancia de seis millones de votos que lo separó de Lula el domingo.

Para ello, anunció que piensa proponer un aguinaldo para el plan social Auxilio Brasil destinado las mujeres en 2023.

Bolsonaro visitó dos iglesias evangélicas en la ciudad de San Pablo, donde perdió 47% a 40% ante Lula.

El mandatario anunció por Twitter que dará una batalla de "valores familiares" contra el PT y dijo que enviará a la primera dama a las bases evangélicas del nordeste, bastión de Lula, para "contar las verdades" sobre el dirigente metalúrgico.

Cuenta también con un gran apoyo para su discurso sobre la corrupción en el PT, el del senador electo Sérgio Moro, el exjuez que fuera ministro bolsonarista y que puso en prisión a Lula en 2018.
Etiquetas:
  • elecciones en Brasil

  • Brasil

  • Ciro Gomes

  • San Pablo

  • Lula da Silva

  • Jair Bolsonaro

COMPARTIR:

Comentarios

Escribir un comentario »

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!