Viernes 23 de Julio de 2021

27.1°

Despejado

7 de julio de 2021

El senador Reutemann sigue internado en "situación crítica" y estado irreversible

Continúa hospitalizado en un sanatorio de la ciudad de Santa Fe en "situación crítica" y se encontraba sedado, en estado irreversible, según indicó su sobrino.

Las hijas "piden un poquito de respeto", en alusión a la noticia que circuló en algunos medios.Las hijas "piden un poquito de respeto", en alusión a la noticia que circuló en algunos medios.
El senador Carlos Reutemann continuaba este miércoles internado en un sanatorio de la ciudad de Santa Fe en "situación crítica" y se encontraba sedado, en estado irreversible, según indicó su sobrino, el exdiputado provincial Federico Reutemann.

A su vez, el exlegislador dijo que las hijas del exgobernador "piden un poquito de respeto", en alusión a la noticia que anoche circuló en algunos medios y que daba cuenta de la supuesta muerte de Reutemann, de 79 años.

"Ha sido un deportista de elite y tiene el corazón fuerte", dijo Federico Reutemann al llegar a media mañana al Sanatorio Santa Fe ante una consulta de radio Sol 91.5 de Santa Fe.

"Está en una situación crítica, pero no ocurrió el fallecimiento", añadió el familiar, quien ante la pregunta de si los médicos le informaron a sus allegados del expiloto que su estado era "irreversible", se limitó a contestar "sí, sí".

Luego, dijo que, ante la noticia de la supuesta muerte, "estaban muy molestas las hijas (Mariana y Cora) y todo el círculo intimo de él".

"Estamos el grupo familiar con él y cuando ocurra lo que tenga que pasar se va a saber inmediatamente. Las chicas lo que piden (es) un poquito de respeto y que se espere que se confirme la noticia", agregó.

Sus dolencias están relacionadas con un cáncer de hígado por el cual fue intervenido quirúrgicamente en 2017



Además, informó que Reutemann "está dormido, en una situación crítica" y al ser consultado sobre si estaba lúcido, contestó: "No".

"Está en una situación... dormido. Estamos esperando que suceda, que será... uno nunca sabe en estas cosas, así que vamos a esperar", añadió Federico.

El estado de salud del expiloto de Fórmula Uno se agravó en las últimas horas a partir de nuevos episodios de sangrado digestivo, por lo que continúa internado en el Sanatorio Santa Fe a más de dos meses de su primer ingreso en ese centro asistencial.

El dos veces gobernador santafesino fue internado por un cuadro de anemia y deshidratación el 5 de mayo pasado y a partir de allí su cuadro se fue deteriorando por otros factores, como sangrado digestivo y desmejora de su función renal.

"La reaparición del sangrado empeoró su condición", le dijo ayer a Télam un vocero del sanatorio, que indicó además que desde el 21 de junio, cuando fue trasladado nuevamente a terapia intensiva, el senador tuvo "pequeñas mejoras".

Reutemann tuvo una primera etapa de internación que se extendió entre el 5 y el 21 de mayo, los tres primeros días en el Sanatorio Santa Fe, desde donde fue derivado a un centro asistencial de la ciudad de Rosario.

En ese momento fue tratado por un cuadro de anemia y deshidratación, pero con el paso de los días la situación se agravó por sangrados digestivos que se repitieron en varias ocasiones.

El 30 de mayo debió volver al centro asistencial debido a que su estado empeoró y desde el 21 de junio ha estado en forma ininterrumpida en la sala de cuidados intensivos, ya que tuvo un "empeoramiento de su función renal".

Sus dolencias están relacionadas con un cáncer de hígado por el cual fue intervenido quirúrgicamente en 2017 en la ciudad de Nueva York y que en parte explica las patologías preexistentes de las que habla el doctor Sebastián Del Pazo, coordinador del Departamento Clínico del sanatorio santafesino.

La "hepatopatía crónica, la hipertensión portal de larga data y la insuficiencia hepática", son secuelas que quedaron de la enfermedad oncológica, que en la práctica también le causaron impedimentos físicos notables.

COMPARTIR:

Comentarios

Escribir un comentario »

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!