Martes 27 de Octubre de 2020

  • 17.3º
  • Despejado
  • Fecha

  • Contagios

  • Recuperados

  • Muertes

26 de febrero de 2019

La iglesia católica recuerda hoy a San Alejandro

Obispo, anciano célebre por el celo de su fe, que fue elegido para la sede alejandrina como sucesor de San Pedro y rechazó la nefasta herejía de su presbítero Arrio. Nació hacia el año 250 y murió en 326. Tuvo siempre un carácter apacible y bondadoso que de modo especial demostraba con los débiles y menesterosos. Era por su natural un hombre de paz y llevaba dentro de sí un espíritu conciliador como consecuencia de la caridad.

En aquel tiempo, dijo

Jesús

a sus discípulos: “Sed misericordiosos como vuestro Padre es misericordioso; no juzguéis, y no seréis juzgados; no condenéis, y no seréis condenados; perdonad, y seréis perdonados; dad, y se os dará: os verterán una medida generosa, colmada, remecida, rebosante, pues con la medida con que midiereis se os medirá a vosotros”.

Palabra del Señor

COMPARTIR:

Comentarios

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!

Escribir un comentario »